Blogging tips

miércoles, 27 de agosto de 2014

Del otro lado del colchón

La mano posada suavemente sobre su sien, y ese mechón rubio que le cae sobre la cara. Su respiración es pausada, relajada. Ella no lo sabe, pero me sonrie hasta dormida. Recuerdo el primer dia que la vi...tan alegre y alocada. Creo que tan solo cuando duerme tiene tanta tranquilidad en sí misma. Querría atrapar cada uno de estos instantes. No sabes cuanto disfruto mirandote cuando no sabes que te observo. Quiero despertar siempre a tu lado.